jueves, 8 de octubre de 2009

MARE NECTARIS

El mar del Néctar (Mare Nectaris) es una llanura inundada de lava con una antiguedad estimada entre 3920 y 3850 millones de años. Tiene un diámetro de 350 km y una forma aproximadamente circular, aunque originariamente la cuenca de Nectaris es de aproximadamente 900 km, teniendo unos limites bien definidos en su parte suroeste por Rupes Altai. Menos evidente resultan los limites del cráter Censorinus al norte y el cráter Kant al oeste. En la imagen (mosaico de dos fotografías) se pueden apreciar los limites de la cuenca de Mare Nectaris en sus orígenes.

Haz clic sobre la imagen para verla a tamaño original.

Celestron Nexstar 8i + QHY5-Mono - f10.

Se halla rodeado de destacables formaciones como el trio magnifico de Catharina, Theophilus y Cyrillus. Al sur el gigantesco Frascatorius de 124 km de diametro, cuya pared norte ha resultado inundada por la lava procedente de Mare Nectaris. Al este mencionar los Montes Pirineos, una pequeña cadena montañosa (observar en la imagen las largas sombras que proyectan sobre la superficie lunar).

Haz clic sobre la imagen para verla a tamaño original.
Celestron Nexstar 8i + QHY5-Mono - f10.

Otro aspecto que me llama la atención es la pareja de cráteres sobrepuestos Capella-Isidorus, especialmente la profunda cicatriz que atraviesa el cráter Capella y que le da una forma curiosa. Hablo de Vallis Capella, según unas teorías se trata de una alineación de cráteres, otras hipótesis barajan la idea de ser una falla de comprensión. A su izquierda tenemos otra formación curiosa de la Luna, Gutenberg, un cráter con un aspecto semejante a un gancho, o un anzuelo.

En el interior de Nectaris destacan dos cráteres fantasmas, Beamont, una formación circular de 54 km de diámetro y Daguerre, un cráter de 48 km que aparece casi en su totalidad sumergido por la lava. Merece la pena observar los numerosos alfilerazos (cráteres muy pequeños) que pueblan el suelo del mar, un lugar para poner a prueba nuestros telescopios y para las condiciones atmosféricas.


No hay comentarios: